viernes, 24 de octubre de 2008

Halloween en Guild Wars: Arco del León

Tras recibir noticias de ue Halloween ya había llegado a Arco del Leon, en Tyria, nuestro Clan decidió enviar a nuestra Monjita preferida, Saren Aeon, a ver cómo estaba la ciudad.


Lo primero que notó nasa más llegar fue la luna, que no parecía mirar a nuestra sacerdotisa de Dwayna con buenos ojos.


Los leones que se suelen encontrar en Arco estaban decorados, algunos muy sencillamente...


... y otros más... siniestramente.


Otra cosa que Saren pudo ver fueron una serie de tumbas abiertas. A buen seguro que los Nigromantes estarán muy contentos, pues se les ha facilitado el trabajo.


En su visita al puerto, Saren pudo ver bastantes cambiadas las, normalmente, cristalinas aguas del puerto.


De hecho, cuando la sugerimos que se diese un bañito, Saren se negó rotundamente.


Por último Saren vió el Caldero de Almas, al cual algunos intentaban llegar al grito de "¡Potaje, potaje!". Saren se abstuvo de probarlo.

1 comentario:

Rhiannon dijo...

Iros a dejar spam a vuestra puta casa, spammers de mierda...